lunes, 25 de julio de 2011

Educación. Bartolomé Sanz

Un excelente artículo sobre la educación, de superdotados en concreto, la educación para élites y los agujeros que tenemos en nuestro país en cuanto a las obligaciones de los padres, de la escuela y de los estudiantes. España, como siempre, se queda atrás. Y es que nadie se plantea en realidad cuál debería ser la prioridad de los estudiantes: ser felices, aprender conocimientos útiles, ser seres provechosos para la sociedad o formar parte de una élite que devendrá, con el tiempo, corrupta. ¿En qué quedamos? ¿Qué espera la política de los jóvenes, de sus estudiantes? Como siempre, conseguir más dinero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Mi aportación: